Isla de basura.

Fuente: Concienciaeco.com

En el Mediterráneo han detectado una isla de basura plástica que supera a la del Océano Atlántico.

En un informe presentado por la asociación medio ambiental italiana Legambiente “El impacto de las bolsas de plástico en el medio marino”, creado por Arpa Toscana y Astruttura Oceanográfica Daphne de Arpa Emilia-Romaña, según el cual han detectado una isla de basura plástica que supera a la del océano Atlántico.

El informe revela, que sólo el archipiélago de la Toscana, se recogieron en un momento 4 kg de residuos, entre los cuales el 73% son bolsas de plástico, pero la situación no es mejor que el resto del Mediterráneo.

El mar Mediterráneo está inundado con unas 500 toneladas de residuos plásticos. Al leer sobre el Instituto Francés de Investigación sobre la explotación del mar y de la Universidad de Lieja, Bélgica en el verano de 2010, la mayor concentración en el Mediterráneo en el norte del Mar Tirreno y fuera de la isla de Elba, con piezas de plástico de 892 mil kilometros 2 en comparación con un promedio de 115.000.

Según lo explicado por Stephen Ciafani, director científico de Legambiente: ” Italia es un país doblemente expuestos al problema de la plástica y la dispersión de las bolsas por la borda . Esto se debe a que es el primer país en utilizar bolsas de plástico “desechables”, ya que vende el 25% del número total de compradores de toda Europa, sino también porque pasa por alto el mar Mediterráneo, estando implicado como el resto de los mares planeta de la contaminación por plástico.Por estas razones, nuestro país tiene razón, aprobada por la Ley de Presupuestos de 2007, la prohibición de las bolsas de la compra biodegradables, no en vigor desde el 1 de enero. La Comisión Europea, por lo tanto, no puede sino alegrarse firmar esta nueva legislación italiana, como lo hizo recientemente el comisario europeo de Asuntos Marítimos y Pesca, María Damanaki, durante su reunión con el Ministerio de Medio Ambiente Stefania Prestigiacomo , alentando sus exportaciones en los otros 26 países miembros ” .

Las principales preocupaciones se centran en la vida marina y los mamíferos en particular, incluyendo las tortugas marinas que confunden las bolsas con medusas siguen atrapados, de hecho, de acuerdo con la Agencia de Protección del Medio Ambiente del PNUMA de Suecia, 115 especies de mamíferos están en peligro de ahogamiento o la ingestión de residuos marino. No sólo eso, un millón de aves mueren cada año por asfixia en bolsas de plástico.

El reporte de Legambiente alertó que la situación en los grandes océanos es igualmente grave. Apuntó que en las cercanías de los puertos chilenos, el 87 por ciento de los desechos flotantes son residuos plásticos, mientras que frente a Japón suman el 76 por ciento.

Señaló que un reporte de la Agencia de Protección al Medio Ambiente de Suecia recientemente advirtió que 49 especies de mamíferos marinos corren riegos a causa del plástico.

Además, la organización ecologista informó que anualmente entre 700 mil y un millón de aves marinas mueren por ahogamiento o al quedar atrapadas por desechos plásticos.

En conclusión Ciafani Stefano dijo: “Por todas estas razones, Italia, que suele ser tardía en relación con las regulaciones ambientales, decidió prohibir las bolsas de plástico, colocando incluso entre los países industrializados avanzados -. En efecto, sería incomprensible, entonces, que la Comisión Europea rechaza esta opción muestra que ya ha recibido la aclamación de la mayoría de otros países de Europa”.

Si no se pone freno a esta situación, todos esos destinos turísticos bañados por las costas mediterráneas dejaran de serlo en unos pocos años. Esperemos que las autoridades competentes se hagan eco de estos estudios y no tengamos que compadecernos después de que el daño sea irreversible cuando aún se puede poner fin a esta situación.

You may also like...

Deja un comentario