Energía de Biomasa

Fuente: erenovable.com

La biomasa está formada por un conjunto de organismos vivos que existen sobre los continentes y en los océanos, ya se trate de microorganismos, de plantas o de animales. Sin embargo,el uso de la energía de biomasa se basa, principalmente, en las plantas y en los árboles. La energía de biomasa pertenece al grupo de la energía renovable.

biomasa-thumb

Gracias a la fotosíntesis en la que entran en juego las moléculas de

clorofila, las plantas utilizan la energía solar para dividir el agua que contienen en sus células y el dióxido de carbono de la atmósfera para transformarlos en materias vegetales, principalmente hidratos de de carbono (azúcares) y celulosa. Se podría esquematizar así:

CO2 + H2O + energía solar -> materias vegetales + O2.

La mayoría de estas materias vegetales se descomponen por la oxidación, ya sea directamente en presencia del oxígeno en el aire, o bien después de haber sido ingeridas y digeridas por los animales que logran hacer esta transformación mediante su respiración. En ambos casos como un subproducto de la energía térmica, del dióxido de carbono y del agua.

biomasa2-thumb

Una muy pequeña parte de la biomasa se descompone por la fermentación anaeróbica (sin presencia de oxígeno, por ejemplo, en el agua de los pantanos) y forma el metano (CH4).

Por último, una ínfima parte se transformará en turba en unos cuantos miles de años y otra parte, más ínfima aún, se transformará en carbón y en hidrocarburos en varias decenas o en cientos de millones de años.

El carbón, el petróleo y el gas natural, formados en el transcurso de las eras geológicas a partir de la biomasa, y de lo que nosotros quemamos a partir de la revolución industrial, no sólo liberan “energía solar fósil” con la que el hombre se beneficia, sino también “carbono fósil”; este último, después de su oxidación por el oxígeno en el aire durante la combustión, aumentará artificialmente el nivel de dióxido de carbono de la atmósfera, reforzando así el efecto invernadero natural.

En cambio, a la inversa, cuando se utiliza la biomasa para la energía, ya sea directamente bajo forma de “biocombustibles”, como la madera o ya sea después de haberla transformado en “biogas” (mezcla de metano, un poco de CO2 y otros gases) o en biocarburantes, el CO2 emitido durante la combustión o durante la oxidación se restablece por las plantas durante su crecimiento, con la condición de que se tome la precaución de establecer un equilibrio entre el crecimiento de biomasa por plantaciones y las deducciones por usos de la energía.

central-biomasa-thumb

La fuente mundial de la biomasa es lo suficientemente grande como para permitir la utilización energética a gran escala sin problemas, en sustitución de los combustibles fósiles. Las stock de biomasa terrestre es de unos 2000 Gt No obstante, una utilización “sostenible” de la biomasa para el uso energético no debería recurrir a este stock, sino al flujo anual de la producción de biomasa.

Si el desarrollo a gran escala de los usos energéticos de la biomasa no es limitado globalmente por los recursos naturales, entonces habrá factores cualitativos que tendrán una influencia fundamental en el desarrollo de la energía de biomasa a corto y a mediano plazo.

You may also like...

Deja un comentario